Lo que quieren los viajeros de un hotel

Conexión segura  a internet, espacios para trabajar dentro de la habitación y lugares para tomarse un café son algunas exigencias

Tener un restaurante lujoso en el hotel y grandes salas de reuniones ya no es el foco de los viajeros de negocios; tener un excelente WiFi, asegurar las condiciones necesarias para que se pueda trabajar desde la habitación, y contar con un espacio para poder tomarse un café las 24 horas del día, son suficientes variables para que un ejecutivo se sienta satisfecho con su corta estadía.

Esta transformación se debe quizá a que el perfil del viajero de negocios también ha ido evolucionando. Según el informe anual de Deloitte, en 2025 los Millennials representarán 75% de la población activa en todo el mundo, así como también son los viajeros de negocios más frecuentes e influyentes en el sector, de acuerdo a la encuesta de MMGY Global realizada en 2016. Esta última indicó que esta generación tomó 7,7 viajes en 2016 y para el año siguiente tuvo un incremento a 8,6, mostrando una variación de 11,6%.

Por su parte, los viajeros de negocios también están redefiniendo su trayecto de viaje, las prioridades están centradas en combinar los negocios con ocio en itinerarios corporativos, lo que se conoce como la modalidad “bleisure”, es decir, la conciliación de lo profesional con lo personal. Además, dentro de sus demandas está el contar con tiempo libre durante su viaje de trabajo. No obstante, pese a que la calidad de vida está tomando fuerza a la hora de viajar por trabajo, la seguridad sigue siendo lo que más priorizan los viajeros.

El actual modelo empresarial del sector de viajes se estructura alrededor de las necesidades del cliente y está orientado, por supuesto, a suplirlas. La de hoy, es una audiencia que exige flexibilidad, que está influenciada por las redes sociales y el mundo digital, que rompe la manera tradicional de viajar, de comprar y de vivir experiencias en todo su itinerario laboral. Por esto, en BYHOURS quisimos dinamizar el sector hotelero y dimos un paso adelante en la personalización de los servicios para los huéspedes, ofreciendo nuevas alternativas a los usuarios, permitiendo pagar por lo que consumes y no lo que te imponen”, destacó Guillermo Gaspart, CEO de BYHOURS.

Los viajeros de negocios buscan simplificar sus viajes, demandan herramientas que faciliten la organización de sus vuelos y estadías y usan la tecnología móvil para tener acceso inmediato a la información sobre vuelos, costos de hoteles y estadías innovadoras, que se alineen a sus necesidades.

Tendencias que más se destacan en los viajeros de negocios

  • Servicios personalizados: el WiFi, café las 24 horas, una habitación acondicionada para tener una reunión de trabajo, servicio de alojamiento por horas, hoteles cerca a su lugar de encuentro, gimnasios dentro del hotel y esterillas para hacer yoga, son algunos de los factores para tomar la decisión de alojamiento.

  • Experiencia social: la nueva generación de viajeros de negocios buscan oportunidades para socializar, actividades para compartir y conocer gente, mientras trabajan.

  • Bleisure: muchos Millennials han adoptado esta modalidad para dejar de lado el estrés que a veces causa su entorno laboral.

  • Digitalización: las herramientas tecnológicas permiten a los nuevos viajeros de negocios una mayor facilidad en la elección y personalización en la experiencia antes y durante su viaje, además, la organización de sus vuelos y estadías se hace de manera más activa y sobre la marcha. El viajero digital exige inmediatez en sus reservas, por ello el auge de las App y de las reservas de todos los servicios “on the go”.

  • Locación: ante la creciente oferta de productos y servicios, la situación de estos pasa a ser estratégica para los viajeros de negocios, pues si el hotel está ubicado en la propia terminal del aeropuerto puede evitarle desplazamientos y por ende facilitar su trayecto, esto sin duda puede ser un factor que influye en su decisión de compra.

Con este panorama, el rol de la industria no sólo se debe limitar a una primera fase de contratación de servicios a un viajero de negocios, sino que ésta debe estar presente en el resto de fases del viaje, y debe anticiparse a las demandas y deseos del cliente.

Please follow and like us:

Leave a Comment